Una trabajadora de la salud realiza una prueba PCR para detectar covid-19 a un hombre en motocicleta el 14 de abril de 2021, en Guadalajara, México ( AFP / Ulises Ruiz)

Afirmaciones engañosas atribuidas a supuestos médicos mexicanos sobre nueva ola de covid-19

Copyright AFP 2017-2021. Todos los derechos reservados.

Un mensaje atribuido a varios supuestos médicos en el que se advierte que el virus que provoca el covid-19 “ha regresado” con otros síntomas, mayor mortalidad y sin alojarse en la región nasofaríngea, ha sido compartido en WhatsApp y otras redes sociales más de 19.000 veces al menos desde el 29 de marzo pasado. Sin embargo, expertos y documentos oficiales consultados por AFP Factual demuestran que las afirmaciones del mensaje son imprecisas y engañosas.

“Aviso importante. Se comparte información de la Clínica del IMSS [Instituto México del Seguro Social]. Médico Internista Rubén Dario Rincón: El virus ha regresado y esta vez con más fuerza, tácticas y camuflaje!!”, señala una de las publicaciones que comparten el mensaje en Facebook (1, 2, 3).

“No hay tos, ni fiebre. Es mucho dolor de articulaciones, dolor de cabeza, nuca y espalda alta, debilidad general, pérdida de apetito, y neumonía, Covid!! Y por supuesto, más virulento y con un índice de mortandad más alto. Toma menos tiempo llegar a los extremos. A veces sin síntomas!! Tengamos más cuidado!”, continúa.

El texto, que ha sido compartido también en Twitter (1, 2, 3) y fue enviado por WhatsApp a AFP Factual México para su verificación, agrega que “esta cepa no se aloja en la región naso-faringea!! Ahora afecta directamente a los pulmones (...) He visto varios pacientes sin fiebre, sin dolor, pero que reportan leve neumonía de pecho es sus rayos X”.

Puntualiza que “los test de isopo nasal son a menudo negativos al Covid-19!!, y cada vez son más los resultados de falso negativo de los test naso-faríngeos”. Por lo que recomienda ser “más cuidadosos (...) nada de abrazos y besos, es muy peligroso en estos momentos, todos están asintomáticos* (...) Esta *“ola”* es mucho más mortal que la primera. Así que tenemos que ser MUY cuidadosos y tomar *todo tipo de precauciones*”.

Captura de pantalla realizada el 16 de julio de 2021 de una publicación en Facebook

Una búsqueda del nombre y título del supuesto médico del Instituto Méxicano del Seguro Social (IMSS) en Google no arrojó resultados. Tampoco lo hicieron diferentes búsquedas del nombre “Rubén Darío Rincón” en el Registro Nacional de Profesionistas o en el Directorio de Médicos Certificados del Consejo Mexicano de Medicina Interna.

El mensaje también circuló atribuido a un médico internista llamado Alonso Ruiz Perea. Tampoco se encontraron registros en las bases de datos antes mencionadas.

Variantes del SARS-CoV-2

El texto no menciona a qué variante del SARS-CoV-2 se refiere.

A 16 de julio de 2021, la Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce cuatro variantes preocupantes de este virus: Alfa, Beta, Gamma y Delta; y siete variantes denominadas de interés : Épsilon, Zeta, Eta, Theta, Iota Kappa y Lambda.

Desde su aparición en India en octubre de 2020, la variante Delta se ha esparcido por el mundo y es la causante de brotes de covid-19 en Asia y África, y del aumento de casos en Europa y Estados Unidos.

Ficha del variante delta del covid-19 detectado por primera vez en la India, actualizado con los datos del 28 de junio ( AFP / John SAEKI)

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), esta variante ha sido identificada en al menos 15 países o territorios de América, entre ellos México, que registra desde junio pasado un incremento en los contagios después de cinco meses a la baja.

Síntomas

El mensaje del supuesto médico asegura que en los nuevos contagios “no hay tos, ni fiebre” sino “mucho dolor de articulaciones, dolor de cabeza, nuca y espalda alta”, entre otros síntomas. Al respecto, Vanessa López, investigadora adscrita a la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) y especialista en inmunología viral, descartó que las nuevas variantes tengan una sintomatología diferente al SARS-CoV-2 identificado en Wuhan, China.

“Todas las variantes tienen síntomas similares, lo cual es una gran variedad de ellos, por lo que no se ha definido si una variante tiene más uno que otro”, explicó a AFP Factual.

Por su parte, Jorge Baruch Díaz, docente de la Facultad de Medicina y coordinador del Centro de Diagnóstico covid-19 de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), indicó que la afirmación del mensaje que refiere a que ahora los casos no presentan fiebre ni tos “es falsa”.

“Esos síntomas siguen siendo persistentes a lo largo de todas las variantes (...) todos los síntomas cardinales como la tos, dolor de cabeza, escurrimiento nasal y fiebre son los síntomas que continúan predominando”, aseguró a AFP Factual.

El reporte del 23 de junio de 2021 del estudio ZOE COVID Symptom, realizado con información de más de cuatro millones de personas contagiadas a nivel mundial por la empresa de salud ZOE y el King’s College de Londres, establece que los cinco síntomas registrados más comunes para las personas inmunizadas con una y dos dosis, así como aquellas no vacunadas, son diferentes.

Según el informe, los síntomas más frecuentes de las personas inmunizadas con la pauta completa fueron: dolor de cabeza, escurrimiento nasal, estornudos, dolor de garganta y pérdida del olfato. Aquellas con una dosis registraron los mismos padecimientos, excluyendo la pérdida de olfato y sumando tos persistente. Las personas no vacunadas, en cambio, reportaron dolor de cabeza, dolor de garganta, escurrimiento nasal, fiebre y tos. De esta forma, tanto la tos como la fiebre siguen estando presentes dentro del amplio cuadro de síntomas del covid-19.

Además, la encuesta de infecciones por coronavirus (covid-19) publicada el 30 de junio de 2021 por la Oficina para Estadísticas Nacionales del Reino Unido, que recopila información sobre los síntomas, variantes presentes y características de las personas infectadas, arrojó que hasta ese mes, la fiebre y la tos seguían siendo dos de los cinco síntomas más comunes entre los contagios de ese país, además del dolor de cabeza, la fatiga y el dolor de garganta.

Mortalidad y transmisibilidad

Las variantes de preocupación “muestran características epidemiológicas o infecciosas relevantes para la salud pública porque podrían ser, por ejemplo, más transmisibles”, explicó a AFP Factual Ramón Gónzalez García-Conde, docente e investigador de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) y presidente de la Sociedad Mexicana de Virología.

“Para la variante Delta hay algunos estudios que muestran que es más transmisible que la Alfa, la cual es más transmisible que la original (...) También han mostrado que algunas de las vacunas que se han analizado son ligeramente menos efectivas contra esta variante y, en personas no vacunadas, parece haber un incremento en el riesgo de que la enfermedad pueda llevar a la hospitalización”, detalló el especialista.

Eduardo de Mello, virólogo y asistente del Consejo Directivo del Instituto de Investigaciones Biológicas Clemente Estable de Uruguay, dijo a AFP Factual que aún “no hay confirmación de que las nuevas variantes del SARS-CoV-2 sean más letales”.

Sin embargo, aclaró que se ha registrado un aumento de contagios en algunos países que, al combinarse con una baja tasa de vacunación, factores genéticos, sociales y las condiciones de los sistemas de salud, puede generar un alza en las defunciones, pero no porque las nuevas variantes sean más letales.

Según la actualización epidemiológica semanal de covid-19 de la Organización Mundial de la Salud (OMS), con fecha del 8 junio de 2021, no hay confirmación de que las nuevas variantes del SARS-CoV-2 aumenten la gravedad de la enfermedad.

Por otra parte, el mensaje en la cadena en Whatsapp también afirma que “esta ‘ola’ será más mortal que la primera”, pero no indica fecha o país alguno. En julio de 2021, mientras Argentina está saliendo de su segunda ola de contagios, algunos países de África viven el repunte de su tercera; Francia se aproxima a la cuarta ola y en España ya refieren a una quinta.

En México, la tercera ola comenzó en junio pasado. Sin embargo, una comparación con las precedentes, realizada al 13 de julio de 2021 por el Gobierno de ese país, demostró que aunque los contagios han ido en aumento, no ha pasado lo mismo con las defunciones ni las hospitalizaciones.

Un trabajador sanitario recolecta una muestra nasal para una prueba de covid-19 en Ciudad de México, el 8 de julio de 2021 ( AFP / Alfredo Estrella)

Camuflaje

El texto viral también asegura que “esta cepa no se aloja en la región naso-faríngea”, sino que afecta directamente a los pulmones y causa que el resultado de los test de hisopo nasal sean a menudo negativos al covid-19.

Sobre ello, García-Conde aseguró que “no hay evidencia reportada” de que el virus haya dejado de alojarse en la región nasofaríngea, zona donde se colecta la muestra de las pruebas PCR y antígenos para buscar secuencias genéticas específicas del SARS-CoV-2.

Agregó que, a medida que surgen nuevas variantes, algunas de las pruebas podrían no funcionar adecuadamente, “pero hasta ahora no hay evidencias claras de que la variante Delta no sea detectada con una prueba PCR”.

Por su parte, Díaz, del Centro de Diagnóstico covid-19 de la UNAM, sostuvo que es “totalmente falso que el virus ya no se aloje en la región nasofaríngea”, debido a que su mecanismo de infección en el cuerpo continúa a través de los receptores ACE2, presentes en las vías respiratorias y otros órganos, como el hígado, el intestino y el corazón.

“Los primeros días de replicación viral (...) el virus se replica con mayor intensidad en la cavidad nasal y ya más avanzada la enfermedad, en la región nasofaríngea”, por lo que las pruebas que toman muestras de estos lugares siguen siendo efectivas.

De acuerdo con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos muchas pruebas de diagnóstico moleculares, como aquellas que utilizan PCR, “tienen múltiples objetivos para detectar el virus, de modo que incluso si una mutación afecta a uno de los objetivos, los otros seguirán funcionado”.

A lo largo de la crisis sanitaria, estos test han sido objeto constante de desinformación. Se ha dicho, por ejemplo, que dan una mayoría de falsos positivos, que detectan “cualquier coronavirus y que han dejado de ser usados en Estados Unidos. Esas afirmaciones y otras (1, 2, 3) han sido verificadas por AFP Factual.

COVID-19