En Perú sí hubo protestas por casos vinculados a Odebrecht y falta de insumos en pandemia

Copyright AFP 2017-2021. Todos los derechos reservados.

Una publicación compartida más de 3.300 veces en Facebook desde el 13 de noviembre pasado sostiene que en Perú nadie marchó debido a hechos relacionados al caso Odebrecht, o por la falta de medicinas e insumos médicos durante la pandemia, o por otras decisiones sobre el covid-19. Sin embargo, en ese país sí se realizaron manifestaciones relacionadas a algunos de los casos mencionados en el mensaje viral.

El mensaje (1, 2, 3), difundido como una imagen, enumera algunos casos en los que “no marcharon”, y finaliza: “Haaaaa..... pero marchar por el corrupto que robo en plena pandemia siiii”.

Captura de pantalla de una publicación en Facebook realizada el 1 de diciembre de 2020

Este mensaje comenzó a circular luego de que el Congreso de Perú destituyera a Martín Vizcarra de la Presidencia el 9 de noviembre. En su lugar asumió Manuel Merino, lo que suscitó masivas protestas en su contra.

En medio de estas manifestaciones y tras la muerte de dos jóvenes por accionar de la policía, Merino renunció el 15 de noviembre. 

El 16 de noviembre el Congreso nombró a Francisco Sagasti como presidente interino hasta julio de 2021.

Odebrecht

No marcharon cuando le entregaron 524 millones a Odebrecht”, sostiene la publicación viral refiriéndose a la decisión de un juez en noviembre de 2019 que ordenó al Estado peruano devolver ese monto a Odebrecht, la constructora brasileña que dos años antes había vendido la Hidroeléctrica Chaglla a una firma china.

Luego de esta transacción, el Estado retuvo 524 millones de soles a Odebrecht debido a que esta constructora está acusada del pagos de sobornos a los exmandatarios peruanos Alan García (1985-1990 y 2006-2011), Alejandro Toledo (2001-2006), Ollanta Humala (2011-2016) y Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018).

No se encontraron registros de protestas relacionadas directamente con esta arista del caso, aunque sí se registraron otras.

Por ejemplo, en febrero de 2017 miles de ciudadanos protestaron en Lima y otras provincias contra la corrupción, luego de que representantes de la constructora brasileña reconocieran el pago de millonarios sobornos a al menos a autoridades de tres gobiernos para ganar licitaciones públicas.

En diciembre de ese mismo año los peruanos nuevamente protestaron contra la corrupción. Esta manifestación fue antes de que se votase la destitución de Pedro Pablo Kuczynski, también investigado por recibir dinero ilícito de la constructora.

Dos años más tarde, cientos de personas protestaron en enero de 2019 en Lima contra la decisión del fiscal general Pedro Gonzalo Chávarry, quien anunció que removería a todo el equipo investigador del caso Odebrecht, pero que tras las críticas restituyó a los investigadores.

Luego, en mayo de 2019 hubo otra protesta en Lima, específicamente en los peajes ubicados en rutas construidas por Odebrecht y la también constructora brasileña OAS, donde los manifestantes exigían la anulación de estas concesiones. 

Escasez de medicinas en pandemia

“No marcharon cuando subieron y escasearon las medicinas por la pandemia”, continúa la publicación.

Durante la pandemia del covid-19 distintos medios de comunicación reportaron sobre la escasez de ciertos fármacos en Perú (1, 2, 3), lo cual derivó en que las farmacias subieran el precio de algunas medicinas.

Al realizar una búsqueda en Google sobre eventuales protestas a raíz de esta crisis, no se encontraron registros. Sin embargo, sí se pudo determinar que hubo diversas manifestaciones por la falta de insumos médicos y equipos de oxígeno en recintos de salud.

Insumos médicos y oxígeno

La publicación difundida también dice: “No marcharon cuando no les entregaron los implementos necesarios a los médicos para salvar nuestras vidas” y añade: “No marcharon cuando la gente se moría por oxígeno”.

En mayo de 2020, decenas de funcionarios de la salud protestaron en las afueras del hospital público Hipólito Unanue exigiendo más implementos de seguridad y también un bono salarial, ya que el recinto se encontraba repleto de pacientes con covid-19. “Dentro [del hospital] parece un cementerio por los cadáveres, los pacientes mueren en sus sillas, [o] en sillas de rueda", señaló en ese entonces un enfermero a la AFP.

Más adelante, en agosto, miles de trabajadores sanitarios protestaron ante la escasez de recursos para enfrentar la pandemia del covid-19. Funcionarios que estuvieron presentes en las manifestaciones dijeron a la AFP que reclamaban por más equipos de protección, mejoras salariales y más insumos para los hospitales.

Trabajadores de la salud protestan frente al Ministerio de Salud en Lima, el 26 de agosto de 2020 (Ernesto Benavides / AFP )

Pruebas moleculares y test rápidos

Las publicaciones agregan: “No marcharon cuando las clinicas cobraron por las pruebas moleculares que les dio Vizcarra con la plata de todos. No marcharon cuando Vizcarra compro pruebas rapidas que no servian”.

En abril pasado, el gobierno de Vizcarra compró cerca de 300.000 pruebas moleculares y 800.000 rápidas para detectar el covid-19.

Pero varios expertos criticaron luego la compra masiva de pruebas serológicas, conocidas como pruebas “rápidas”, debido a su baja eficacia y porque no sirven para la detección temprana del virus.

En octubre pasado el Ministerio de Salud anunció que el Hospital Hipólito Unanue ya había comenzado a aplicar pruebas moleculares fabricadas en Perú.

Ese mismo mes, la exministra de Salud Pilar Mazzeti reconoció que se retuvieron 50.000 pruebas que venían con fallas y que fueron devueltas al proveedor.

Al buscar en Google, no se encontraron registros de que hubiese protestas a raíz de la adquisición y uso de estas pruebas.

En conclusión, en Perú sí se registraron protestas a raíz del caso Odebrecht y por la falta de insumos médicos y medicinas durante la pandemia del covid-19.

COVID-19