Bolivia sí repatrió a médicos cubanos; pero en Italia cumplieron con su período de misión

Copyright AFP 2017-2020. Todos los derechos reservados.

Varias publicaciones en redes sociales que circulan al menos desde el 10 de abril pasado aseguran que los médicos enviados por el gobierno cubano a otros países fueron expulsados de Brasil, Italia y Bolivia, y que no lograron pasar el examen  en Uruguay porque “no son médicos”. Sin embargo, solo Bolivia resolvió la repatriación de los médicos.

“Brasil los echó. Italia los echó. Bolivia los echó. En Uruguay ni siquiera pasan la prueba, porque no son médicos, son espías de la tiranía narcomunista cubana”, indican varias publicaciones en Facebook (1, 2, 3), compartidas más de 5.000 veces.

Esas afirmaciones, que también circularon en Twitter (1, 2), van acompañadas con una imagen de la portada del periódico uruguayo El País, cuyo título principal señala: "Médicos cubanos no pasan prueba para trabajar en Uruguay".

El mensaje ha circulado mayormente a través de grupos de Facebook en Colombia (1, 2, 3), luego que el 26 de julio se conociera un pedido del alcalde de Medellín, Daniel Quintero, al gobierno cubano para que envíe personal médico a combatir la pandemia del nuevo coronavirus. Tras conocerse esa carta, el presidente Iván Duque, rechazó el planteo de Quintero.

Captura de pantalla hecha el 11 de agosto de 2020 de una publicación en Facebook

Junto al turismo, la venta de servicios médicos es uno de los principales motores de la economía cubana. En 2018 registró ingresos por más de 6.300 millones de dólares, pero en 2019 y a raíz de la reconfiguración del mapa político en la región y las críticas de Estados Unidos al programa, la isla perdió contratos que mantenía con Brasil, Bolivia, Ecuador y El Salvador. 

Sin embargo, con la pandemia del nuevo coronavirus, el gobierno cubano envió misiones médicas a más de 30 países.

¿Qué pasó en los países mencionados en las publicaciones virales?

Brasil

A finales de 2018 y luego de ganar las elecciones presidenciales, Jair Bolsonaro afirmó que los médicos cubanos que se trasladaron a Brasil en el marco del programa “Mais medicos” creado en 2013 en convenio con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), estaban en condiciones de “trabajo esclavo” por lo que planteó cambios en el acuerdo.

El contrato estipulaba que los médicos recibían el 30% de lo que Brasil desembolsaba por su trabajo y el resto iba al presupuesto estatal de Cuba, que a su vez les conservaba sus salarios y puestos de trabajo en la isla. Médicos que desertaron del régimen denunciaron esas condiciones en diciembre de 2019 ante la Organización de los Estados Americanos (OEA).

Poco después de las críticas, el gobierno cubano resolvió que unos 7.600 profesionales que formaban parte del programa retornen al país.

Sin embargo, la pandemia de COVID-19 provocó que cientos de los médicos cubanos que desertaron y permanecieron en Brasil desempeñándose en otros rubros volvieran a ejercer la medicina.

Italia

Tras el pedido de un alcalde italiano, el gobierno cubano envió el 22 de marzo a una brigada de médicos a la región de Lombardía para colaborar en el combate al COVID-19.

A finales de mayo se dio por concluida la misión y la delegación, compuesta por 36 médicos, 15 enfermeras y un administrador, regresó a la isla el 8 de junio.

Bolivia

Luego de 14 años de un acuerdo de cooperación que comenzó en 2005 durante el gobierno de Evo Morales, en noviembre de 2019 el gobierno interino de Bolivia liderado por Jeanine Áñez resolvió la salida de más de 700 funcionarios de la isla. Entre ellos se encontraban varios médicos, principalmente oftalmólogos.

Ese mes, el gobierno denunció que de los más de 700 funcionarios que cobraban un sueldo como personal de la salud, solo 205 eran médicos titulados, y el resto cumplía labores técnicas o conducía vehículos.

Médicos cubanos llegan al aeropuerto Martinique-Aimé-Césaire en Le Lamentin, en la isla francesa de Martinica el 26 de junio de 2020

Uruguay

En el año 2005, el gobierno uruguayo del izquierdista Frente Amplio firmó un convenio con el cubano para llevar a cabo la “Misión Milagro”, que consistió en la llegada de brigadas de oftalmólogos de la isla para tratar problemas oculares de forma gratuita. A fines de 2007 se inauguró un Hospital de Ojos en Montevideo y en 2019 se alcanzaron las 90.000 cirugías gratuitas.

En 2015, con el Frente Amplio aún en el gobierno, Uruguay condonó una deuda de unos 50 millones de dólares que Cuba mantenía con el país suramericano desde 1994. El argumento del gobierno fue que los médicos cubanos han realizado operaciones a la vista gratuitamente a uruguayos que pueden cuantificarse en unos 17 millones de dólares, por lo que la condonación sería en realidad una “compensación”.

A fines de 2019, el periódico uruguayo El País publicó en su portada que seis médicos cubanos que habían trabajado en el Hospital de Ojos durante dos años y desertaron del régimen no aprobaron el examen para revalidar su posgrado en Oftalmología, tras constatar “inequivalencias” entre los programas de estudios universitarios cubanos y el de la Universidad uruguaya. Sin embargo, sí tenían validado el título de medicina general

En conclusión, solo en Bolivia los médicos enviados por el gobierno cubano fueron expulsados. En Brasil fueron retirados por Cuba tras las críticas del recién electo Bolsonaro y en Italia la misión para colaborar en el combate al COVID-19 se dio por terminada al cabo de dos meses. En Uruguay, si bien seis médicos no lograron revalidar su posgrado en oftalmología, sí tenían el título de medicina general.

EDIT 14/08: Actualiza a "más de 30" la cifra de brigadas médicas cubanas en el marco de la
pandemia por COVID-19


EDIT 14/08: Agrega link para detallar situación boliviana
CORONAVIRUS