Un video sobre despoblación atribuido a la ONU es en realidad la publicidad de un libro de ficción

Copyright AFP 2017-2021. Todos los derechos reservados.

“La tierra ya no puede soportar el desorbitado número de seres humanos que la habitan”, dice un video en el que varias personas mayores dicen estar dispuestas a “sacrificarse” para que los jóvenes tengan una mejor calidad de vida. El contenido ha sido compartido más de 3.000 veces en redes sociales desde el 21 de febrero pasado con la afirmación de que fue producido por la  Naciones Unidas como parte de la "Agenda 21". Pero es falso. El video, de 2012, es un corto publicitario para promocionar una novela.

“Algo debe hacerse. Y creo que nos corresponde a nosotros, que hemos disfrutado ya de la vida, asegurar que nuestros hijos tengan la oportunidad de disfrutar de las suyas”, dice una mujer mayor mirando a cámara. A continuación varias personas de edad avanzada repiten la frase “Yo ya he disfrutado la vida”. La secuencia culmina con la inscripción “Agenda 21” en la parte inferior del video, sobre un logo que parece ser de la ONU y bajo el cual se lee "División de Desarrollo Sostenible".

El video, de 31 segundos, ha sido compartido en Facebook (1, 2, 3) y Twitter (1, 2) con la afirmación de que corresponde “a una campaña de la ONU para asesinar ancianos que no contribuyen al desarrollo sustentable” y a “una promulgación de las leyes de eutanasia”.

Captura de pantalla de una publicación en Twitter hecha el 3 de marzo de 2021

Origen de la secuencia

Una búsqueda en YouTube por palabras clave condujo rápidamente a la primera publicación del video, el 12 de noviembre de 2012, bajo el título “Agenda 21. He vivido una buena vida”. Fue subido a la cuenta personal del empresario de medios, autor y comentarista político estadounidense Glenn Beck.

En la misma fecha, otros dos videos que aluden a la Agenda 21 fueron publicados en la cuenta de Beck: uno llamado “Bebés imperfectos”, que insinúa la necesidad de tomar acciones contra el nacimiento de niños con malformaciones, y otro titulado “Remueve tu huella”, que sugiere la despoblación del planeta para salvar el medio ambiente.

Una nueva búsqueda por palabras clave reveló que Glenn Beck, junto a Harriet Parke, es el autor de una novela titulada “Agenda 21”, publicada a fines de 2012 por una alianza entre el sello Threshold Editions y la propia compañía productora de Beck, Mercury Radio Arts.

El 13 de noviembre de ese año, el autor reveló en su sitio web que los tres videos —que antes de ser difundidos en YouTube circularon en el canal TheBlaze TV, de su propiedad—, eran anuncios de promoción para su libro de próxima aparición, el cual “mira hacia un futuro en el que la Agenda 21 se ha implementado en su totalidad”.

En ese artículo, Beck sostiene que la Agenda 21 de Naciones Unidas plantea una “realidad aterradora”, y que su novela, a través de la ficción, es una herramienta para  “ayudar a que las personas despierten” y la “combatan”. También confirma que él encargó y pagó por la producción de todos los videos.

Captura de pantalla del sitio web de Glenn Beck, hecha el 5 de marzo de 2021

Una novela distópica

El libro fue traducido al castellano y publicado con el mismo título por la editorial española La Esfera de los Libros en 2013. AFP accedió a dicha edición, cuyo epígrafe cita el preámbulo de la Agenda 21 de Naciones Unidas, que señala la necesidad de iniciar un proceso de desarrollo sostenible en el mundo.

En la novela, la incorporación de dicho programa resulta en un gobierno global autoritario (llamado “la República”) en el que el Estado cría a los niños, los ancianos y enfermos desaparecen sin dejar rastro, y todas las libertades individuales han sido sesgadas. 

El libro cuenta con un prolongado epílogo en el que Beck explica por qué escribió el libro junto con Parker. Calificando a la Agenda 21 de “diabólica”, señala que la ONU, en alianza con activistas medioambientales e “ingenuas administraciones locales”, podrían hacer realidad la distopía autoritaria y asesina que plantea la novela.

Glenn Beck también es conocido por varias declaraciones, como cuando, en 2010, aseguró que el magnate y filántropo húngaro George Soros había "enviado judíos a los campos de la muerte”, o en 2008, que el expresidente de Estados Unidos, Barack Obama, había falsificado su certificado de nacimiento.

Algunos de sus polémicos dichos cobraron relevancia internacional, como cuando comparó a las decenas de jóvenes asesinados por un ultraderechista en Utoya, Noruega, en 2011, con la juventud hitleriana.

¿Qué es la Agenda 21?

La Agenda 21 o Programa 21, es un plan de acción no vinculante de Naciones Unidas sobre desarrollo sostenible. Fue aprobado en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo, también llamada Cumbre de la Tierra, que se celebró en Rio de Janeiro en 1992.

Del evento también resultó la Declaración de Rio sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo, y otros convenios y acuerdos relacionados con la diversidad, los bosques y el cambio climático.

En ningún punto de los documentos resultantes de la Cumbre de la Tierra se menciona la intención de despoblar territorio o de instaurar un “gobierno universal”.

No es la primera vez que un programa de Naciones Unidas es objeto de teorías conspirativas.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, heredera de los principios formulados en la Agenda 21, fue adoptada por la Asamblea General de las Naciones Unidas en septiembre de 2015 como un plan de acción para mejorar la calidad de vida de los habitantes del globo. Desde el inicio de la pandemia, sin embargo, ha circulado mucha desinformación respecto de esta iniciativa internacional.

AFP Factual ya ha verificado como falso que uno de los objetivos de la Agenda 2030 sea “implantar” microchips en los seres humanos, que busque destruir la soberanía de los Estados, o que tenga la intención de eliminar al 90% de la población del mundo.

La Agenda 2030 marca 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) entre los que se encuentra la reducción de la pobreza, la reducción del hambre y la acción climática.

El informe de 2020 sobre los ODS destaca los progresos que se han logrado en el mundo en el ámbito de la salud materno infantil, el acceso a la electricidad y el aumento de la representación de las mujeres en el gobierno. Sin embargo, señala que esos avances se han visto contrarrestados por la creciente inseguridad alimentaria, el deterioro del entorno natural y las persistentes desigualdades, situación a la que se sumó la crisis del covid-19.