Empezar a ducharse por los pies y beber agua antes de dormir no evita infartos, según expertos

Copyright AFP 2017-2020. Todos los derechos reservados.

Un mensaje con consejos para evitar “infartos o caídas” en el baño afirma que es mejor tomar una ducha mojándose primero pies y piernas, y detalla la hora “correcta” de tomar agua para maximizar “la eficacia del cuerpo”. Las entradas, con diferentes ilustraciones, circulan al menos desde 2017 en redes sociales, donde las han compartido más de 400.000 usuarios. Pero expertos consultados afirman que el orden en que se mojan las partes del cuerpo no afecta a la salud ni convierte en algo peligroso el ducharse. Además, detallan que hidratarse bien durante todo el día forma parte de las recomendaciones generales para mantener una buena salud cardiovascular.

“Por que los Infartos ocurren mas a menudo en el Baño [sic], titula el mensaje (1) viral en Facebook que detalla una secuencia “correcta” para tomar una ducha y evitar así los infartos. El extenso texto también ofrece datos sobre la presión arterial y los “efectos del agua”.

Captura de pantalla de una publicación en Facebook, realizada el 26 de junio de 2020

Algunas publicaciones ilustran el mensaje con una imagen en la que se asegura muestra el corazón (1) de una persona que consume carne de cerdo. Sin embargo, la foto es del corazón de un cerdo enfermo, no de un ser humano, como ya verificó AFP Factual.

El mensaje de la publicación circula desde 2017 y ha sido compartido miles de veces desde entonces, volviendo a viralizarse el pasado mes de mayo.

El texto menciona como fuente de la recomendación a un “profesor de medicina de la U. T. M. en Malasia”, pero sin dar ningún nombre.

Una búsqueda en Google por palabras clave “heart+attack+UTM” o “heart+attack+UTM+Malaysia” no ofreció resultados sobre un experto del centro realizando las recomendaciones viralizadas. Agregando la palabra “shower”, se llegó a un artículo en inglés de febrero de 2020 con la misma advertencia que en español en el que se menciona a un “Dr. Ariel Quintana”.

Ni en Google ni en la página de la Universidad Tecnológica de Malasia (UTM) aparecen resultados que vinculen a un experto de ese nombre  con el centro.

AFP Factual trató de contactar con la universidad pero no había obtenido respuesta a la fecha de publicación de este artículo.

Sobre la ducha y la salud cardíaca

“Esto fue escrito por un profesor de medicina de la U. T. M. en Malasia, quien aconseja que la gente no debe empezar mojandose la cabeza y el cabello cuando se duchen por que esto es una secuencia inversa [sic], dice el mensaje. Según la entrada viral, al ducharse en esa secuencia “incorrecta”, la sangre “aumenta su velocidad para llegar más rápidamente a la cabeza para Compensar la diferencia de temperatura, lo que Eventualmente puede causar Roturas de Vasos Capilares, Arterias y por consiguiente un Infarto o Caídas [sic].

La publicación recomienda entonces iniciar la ducha “mojandose los pies, las piernas gradualmente hasta los hombros y al último la cabeza”. Además, asegura que debe evitarse “la masturbacion bajo la ducha [...] ya que cuando se llega al climax, las pulsaciones del corazon se aceleran causando una abrupta subida de la tencion, lo que puede ocacionar un ACV o un infarto [sic].

Entre los consejos de la Fundación Española del Corazón o sitios especializados en la salud como MedlinePlus no hay referencia a que el baño pueda ser un lugar más proclive a sufrir infartos o que el orden de la ducha sea determinante. Para prevenir infartos o problemas cardiovasculares, los consejos habituales son: controlar la presión arterial, cuidar la alimentación y evitar el sobrepeso, realizar ejercicio físico, no fumar, descansar lo suficiente y controlar el estrés.

A su vez, expertos consultados por AFP Factual descartaron de plano que las afirmaciones en el texto viral tengan fundamento científico.

El cardiólogo español Alfonso Valle señaló que no hay evidencia “sobre ningún beneficio en el orden” a la hora de tomar una ducha, aunque aclaró: “si mojamos primero las extremidades inferiores se fomenta un pequeño cierre de la circulación venosa y mejora el retorno” sanguíneo, lo cual “nos permite mantener una tensión adecuada”.

Además, para el experto “no tiene sentido” la afirmación de que se pueden romper “vasos capilares, arterias” si en la ducha se moja primero la parte superior del cuerpo.

Por su parte, el cardiólogo uruguayo Alejandro Cuesta coincidió con Valle en que la afirmación sobre un orden correcto para ducharse no tiene fundamento. “Como concepto general me parece que [en el texto] están confundiendo el tema síncope [un desmayo o mareo, NDLR] con el de infarto/muerte”, comentó.

“No hay datos científicos que recomienden” mojarse primero los pies y las piernas, señaló por su parte el cardiólogo filipino Raphael R. Castilo, integrante de la dirección de la Sociedad Internacional de Hipertensión (ISH, por sus siglas en inglés), en un artículo de 2017 referido a un mensaje en inglés similar al viralizado en español.

Castillo sí advierte, sin embargo, de que personas “con un historial de problemas cardíacos deberían utilizar agua tibia y evitar estar mucho tiempo tomando un baño”. “Para la mayoría de nosotros, sin problemas de salud importantes, nuestro cuerpo tiene un excelente mecanismo compensatorio para hacer los ajustes necesarios ante cambios de temperatura”, agregó.

¿Se producen más infartos en el baño?

Cuesta  afirmó no haber escuchado “nunca” que en el baño se produzcan más infartos que en otras estancias de las viviendas. “Lo que sí ocurren más en el baño son los síncopes por diversos mecanismos”, comentó el cardiólogo uruguayo, poniendo como ejemplos: “orinar, movilizar el intestino, ducha con agua muy caliente, mucho tiempo de pie frente al espejo, estimulación de la carótida al afeitarse, etc”, subrayando que son “pérdidas de conocimiento de rápida instalación y totalmente reversibles, no infartos ni muertes”.

“En muchas ocasiones, no es el baño sino el esfuerzo intestinal para defecar el que puede llevar a un ataque al corazón en el baño”, coincide el doctor filipino en su artículo, donde afirma que por eso “el estreñimiento crónico está vinculado a un mayor riesgo de eventos cardiovasculares”.

Otro factor que provoca daños cerebrales en el baño, según el mismo cardiólogo, son los resbalones de personas de edad avanzada, que se golpean la cabeza al caer.

Sobre la masturbación en la ducha, el español Alfonso Valle comentó a AFP Factual que en los baños, que suelen ser lugares “donde hace calor y hay humedad”, el riesgo de una bajada de tensión “es mayor”, así como el riesgo de tener un mareo, “sobre todo en pacientes con tensión arterial excesivamente controlada o personas hipotensas [con la tensión arterial baja, NDLR]”.

Presión arterial y frecuencia cardíaca

En el mensaje viral aparecen, además, tres tablas sobre la presión arterial, la frecuencia cardíaca y la temperatura corporal.

En la presión arterial el mensaje afirma que 120/80 es “normal”, de 140/90 “alta” y de 150/95 .

Páginas de salud como la de Clínica Mayo o Healthline aportan rangos más precisos, que, aunque aproximados, no coinciden exactamente con los datos de la publicación viral.

Combinación de captura de pantalla de la publicación en Facebook (izq) y la página Healthline, realizada el 29 de junio de 2020

En cuanto a la frecuencia cardíaca, la publicación establece como “normal” el rango de 60 a 80 pulsaciones por minuto. Los sitios consultados consideran que en adultos la frecuencia cardíaca en reposo debe estar entre 60 y 100 pulsaciones por minuto, aunque la cifra puede variar en el caso de actividad deportiva habitual, por ejemplo.

La afirmación del mensaje viral referente a la fiebre sostiene que ésta es a partir de los “37,5 F”. Según publicaciones médicas, la temperatura del cuerpo humano varía según el lugar donde se toma (en las axilas o en la boca) y también el momento del día, distinguiendo además entre fiebre y febrícula (unas décimas por encima de la temperatura habitual), pero en general se considera fiebre a partir de 37,2 °C  por la mañana y 37,7 °C por la tarde.

Un vaso de agua antes de dormir no evita derrames o infartos

La publicación viral finaliza con recomendaciones sobre consumir agua a la hora “correcta” para maximizar “la Eficacia del Cuerpo Humano [sic]. Una de las sugerencias sostiene: “1 taza de agua Antes de Dormir Ayuda a Evitar el Derrame Cerebral o un Ataque al Corazón [sic].

Desde el departamento de prensa de la Sociedad Española de Neurología (SEN) explicaron a la AFP cómo se produce un derrame cerebral o “ictus hemorrágico”: “Algún vaso sanguíneo del cerebro se rompe y se produce un sangrado”.

Según la SEN, “una correcta hidratación” es una de las claves, “aunque no la única” para tener una buena salud vascular: “Si solo bebemos un vaso de agua por la noche no vamos a estar correctamente hidratados, ni por sí solo el consumo de agua (a la hora que sea) va a conseguir evitar las enfermedades vasculares ni eliminar cualquier riesgo vascular”.

Existen estudios científicos acerca de los beneficios del consumo de agua para reducir la posibilidad de sufrir infartos, e hidratarse bien se incluye en las recomendaciones genéricas para la salud cardíaca.

Sobre la afirmación en el texto viral de beber agua antes de dormir o antes de tomar un baño para “descargar la presión arterial”, el cardiólogo Cuesta explicó que “ninguna de las dos cosas tienen fundamento científico ni están en ninguna guía o pauta de práctica médica”. Beber agua es bueno “sobre todo para la protección renal”, pero eso es “estar bien hidratado en general, no un vaso de agua a determinada hora”, comentó a AFP Factual.

En cuanto a la recomendación de que beber agua 30 minutos antes de comer “Ayuda a la Digestión”, el nutricionista español Óscar Picazo rechazó en conversación telefónica con AFP Factual que hacerlo, en sí, “pueda facilitar o dificultar la digestión por el tema de diluir los ácidos del estómago”. “Se ha visto en algunos estudios que puede ayudar a reducir un poquito lo que se come” si se bebe agua antes de comer, porque “da sensación de saciedad”, según el dietista.

La médica experta en nutrición Mónica Katz, presidenta de la Sociedad Argentina de Nutrición (SAN), resaltó en un correo electrónico enviado a AFP Factual que lo más importante “y con evidencia científica como para convertir en recomendación es la importancia del agua para nuestra salud”. “El agua es esencial para nuestra supervivencia”, dijo Katz.

La doctora señaló que la deshidratación puede afectar su presión arterial, haciendo que aumente o disminuya”, pero no destacó que haya horarios más adecuados que otros para la ingesta del líquido.

Por tanto, ni el orden en que se toma una ducha es relevante para la salud ni hay evidencia científica de que se produzcan más infartos en el cuarto de baño. Los expertos alertan de que los baños son lugares húmedos donde el calor puede favorecer el riesgo de desmayos, pero no un infarto o la muerte. Además, si bien beber agua es importante para la salud, tomar un vaso de agua antes de dormir no evita necesariamente infartos o derrames cerebrales.