La portada del New York Times sobre un “gran escándalo” de Sebastián Piñera es un montaje

Copyright AFP 2017-2021. Todos los derechos reservados.

“Ya que la prensa chilena prefiere #EnjoyTheSilence, veamos la portada de un diario gringo manejado por el comunismo internacional…”, “Canales chilenos calladitos”, escribieron algunos usuarios en redes sociales desde el 21 de marzo pasado, compartiendo más de 1.000 veces una supuesta portada del diario estadounidense The New York Times. Allí, se ve una fotografía del mandatario de Chile junto al titular “Presidente chileno Sebastián Piñera envuelto en un gran escándalo”. Si bien una reciente investigación periodística chilena reveló antecedentes sobre negocios de la familia Piñera, esta portada es un montaje.

La presunta portada circula en Facebook (1, 2, 3) y Twitter (1, 2), donde también fue compartida por el diputado opositor Raúl Florcita Alarcón

Según medios nacionales, el exdiputado y actual candidato a la Convención Constitucional Hugo Gutiérrez también difundió la imagen (1, 2), aunque ya no está disponible en su perfil

Captura de pantalla realizada el 24 de marzo de 2021 de una publicación en Twitter

La supuesta edición sería del 21 de marzo de 2021. Al revisar esa fecha en el sitio web del New York Times, no se encuentra este artículo sobre el presidente chileno. En realidad, lleva una imagen de un grupo de personas en una sala de clases en Kabul, Afganistán, con el titular “Arriesgando sus vidas para aprender”. El resto de los artículos y titulares es el mismo en ambas versiones.

Tampoco coincide la tipografía de la imagen viralizada con la que utiliza el periódico estadounidense.

Comparación hecha el 24 de marzo de 2021 entre la portada publicada por The New York Times (derecha) y la imagen difundida en redes sociales

Además, el medio desmintió la publicación que se ha difundido: “Circula en línea una primera plana manipulada que incluye una imagen y una leyenda sobre Sebastián Piñera. Es un intento de desinformar: The New York Times no ha publicado dicho reporte”.

Tampoco se encontró algún artículo titulado de forma similar dentro de la cobertura de The New York Times sobre Sebastián Piñera.

El caso Enjoy y el patrimonio del presidente 

Algunos de los usuarios que publicaron el contenido mencionan la palabra Enjoy”, nombre de una operadora de casinos en Chile. Actualmente, se ha consultado al gobierno por la firma de un decreto que benefició a dicha empresa, que tiene vínculos con su patrimonio.

Desde que asumió como presidente de la República en 2018, el  patrimonio de Piñera pasó a manos de tres firmas: Altis, Moneda Asset, y BTG Pactual. Dicho traspaso se hizo como fideicomiso ciego, es decir, el mandatario no sabe ni decide en qué se utiliza o invierte, para así evitar eventuales conflictos de interés. 

Tanto Moneda Asset (a través de una de sus filiales) como BTG Pactual tienen acciones en varias empresas, entre ellas Enjoy S.A., la empresa de casinos y juegos mencionada por algunos usuarios que compartieron la portada falsa. Este dato consta en el sitio web de la Comisión para el Mercado Financiero de Chile (CMF).

El 20 de febrero de 2021 se publicó un decreto firmado por Piñera, que modifica los trámites necesarios para la entrega de permisos a los casinos de juego. La normativa autoriza una prórroga excepcional para cumplir con los plazos de determinadas obras e inicio de actividades.  

Al respecto, el 14 de marzo pasado la periodista Alejandra Matus publicó un reportaje donde asegura que dicha normativa legal favorece solamente a los intereses de la empresa Enjoy S.A., que antes de publicarse el nuevo decreto debía pagar una deuda por no cumplir con los plazos, cuyos garantes eran las dos empresas que manejan el patrimonio del presidente.

Desde el gobierno se ha negado que dicho decreto se haya firmado en beneficio de los intereses económicos del mandatario. De acuerdo al portavoz de gobierno, Jaime Bellolio, dicha normativa se firmó porque algunas obras y actividades de los casinos no pudieron iniciarse dentro de los plazos debido a la pandemia del covid. 

El caso ha sido informado en varios medios de comunicación nacionales (1, 2, 3).