Este video de una explosión submarina no muestra un volcán en Tonga, es una animación digital

Copyright AFP 2017-2022. Todos los derechos reservados.

Publicaciones compartidas más de 24.000 veces en redes sociales difunden un supuesto video del momento en el que un volcán submarino en Tonga hizo erupción el 15 de enero de 2022. Pero la secuencia es una animación digital hecha en 2006 para el Museo de Auckland, Nueva Zelanda.

“Así fue la erupción del volcán submarino en tonga”, dicen publicaciones en Facebook (1, 2, 3) que incluyen la secuencia de una nube de cenizas que surge del mar y se expande hasta arrasar un vecindario. Las imágenes también circulan en Twitter y YouTube.

Otras entradas en Facebook comparten el video (1, 2, 3) junto con un texto que reza: “La erupción del volcán submarino en Polinesia causa al menos dos muertos en Perú y ‘daños significativos’ en TongaLa erupción del Hunga Tonga-Hunga Ha’apai equivalió a un terremoto de magnitud 5,8 en superficie, según el Servicio Geológico de Estados Unidos”.

Captura de pantalla realizada el 17 de enero de 2022 de una publicación en Facebook

El 15 de enero de 2022, el volcán submarino Hunga Tonga-Hunga Ha’apai, ubicado en Tonga, en el Pacífico Sur, entró en erupción durante ocho minutos, lo que dejó a ese país insular incomunicado, causó daños considerables y provocó una cascada de alertas por riesgo de tsunami en todo el océano Pacífico, incluyendo a Nueva Zelanda, Fiyi, Vanuatu, Australia, Estados Unidos, Japón, Ecuador y Chile, entre otros. 

En Perú, dos mujeres murieron ahogadas en una playa de la región Lambayeque (norte) debido al "oleaje anómalo" tras la erupción, según las autoridades.

Sin embargo, la grabación viralizada no es real, ni muestra el momento exacto en el que ocurrió ese fenómeno natural.

Una búsqueda inversa en Google de uno de los fotogramas del video llevó a una publicación en la red social Vimeo, con fecha del 2 de octubre de 2011, que comparte la misma secuencia con el título en inglés “Auckland Museum Volcanic Eruption” (“Erupción volcánica Museo de Auckland”, en español).

En su descripción, se especifica que la grabación “fue creada para simular una vista desde una ventana en un escenario especialmente diseñado para una sala de Auckland”. “Se combinaron tecnologías 3D de calidad superior y efectos de partículas con una placa de fondo para crear una representación realista de un evento catastrófico”, continúa la leyenda. 

Brandspank, el perfil que publicó la secuencia original, se presenta como una “agencia creativa” situada en Auckland, en el norte de Nueva Zelanda.

Kurt Bradley, director de Brandspank, confirmó a AFP Factual el 11 de febrero de 2020 que la secuencia es una “animación 3D que simula un escenario hipotético” de una emergencia volcánica. Ese año, la grabación circulaba como desinformación vinculada a la explosión del volcán Isla Blanca, también en Nueva Zelanda, el 9 de diciembre de 2019.

Bradley aseguró que la animación fue creada en 2006 por encargo del Museo de Auckland, como parte de una exposición. El video también se encuentra en el canal de YouTube del recinto de exposición, donde es presentado como “una simulación educativa de un terremoto causado por una erupción volcánica [que] se encuentra en la Galería de Volcanes del museo.

Según Bradley, la simulación está basada en una locación real, el suburbio de St. Heilers, en Auckland, ubicado justo en frente de la Isla Rangitoto, que alberga un volcán inactivo desde hace alrededor de 600 años